5 mitos sobre el retiro

5 mitos sobre el retiro

Ahorro General Planificación y Presupuesto

Cuando piensas sobre el retiro, ¿Qué imagen se te viene a la mente?

¿Te ves disfrutando relajado en una playa, o te ves trabajando sin parar porque el dinero de tu jubilación no es suficiente para mantener tu calidad de vida?

La realidad es que hoy en día no es suficiente pensar que la pensión que se recibirá por la seguridad social permitirá cubrir todos los gastos de vida. Por lo que es necesario comenzar a ahorrar lo más temprano posible para poder sustentarte durante el retiro.

En parte, la razón por la que te sientes poco preparado para enfrentar el retiro es porque existen algunas creencias erradas sobre la jubilación. A continuación, te presentamos algunos mitos comunes sobre el retiro:

Mito 1: No necesitaré mucho dinero cuando me retire

Pregúntate, ¿cuándo tiendes a gastar más dinero? ¿Cuando estás trabajando o cuando tienes un día libre? Ahora toma en cuenta que el retiro se parecerá más a un domingo que a un lunes. Las personas tienden a gastar más durante el retiro que mientras trabajan, particularmente durante los primeros años. Se estima que los retirados necesitarán alrededor de un 70%-80% de su ingreso previo al retiro para mantener su calidad de vida. Si durante el retiro ya terminaste de pagar todas tus deudas, este dinero se tiende a destinar en actividades que tenías pendiente hacerlas, como viajar o hobbies.

Cuánto dinero necesitarás para gastos, y para ahorrar, dependerá en cómo administres tu presupuesto; y esto implica asumir que tus gastos no disminuirán en el retiro.

Además, no olvides que no debes confiar que la pensión de la seguridad social te permitirá cubrir todos tus gastos, por lo que comenzar a ahorrar desde temprano será la mejor decisión.

Mito 2: El sistema de seguridad social será suficiente para cubrir mis gastos de salud

Toma en cuenta que tu salud será posiblemente tu mayor gasto a futuro. No te confíes que el sistema de seguridad social podrá cubrir todos tus gastos de salud. Por tanto, contratar un seguro de salud privado a tiempo será la mejor forma de prevenir y prepararte para cualquier enfermedad o acontecimiento que afecte tu salud durante tu jubilación.

Mito 3: Pagar las deudas son la prioridad antes que el ahorro para mi jubilación

Poner el pago de deudas como tu prioridad o excusa para no ahorrar para el retiro es uno de los errores financieros más graves. Durante tu vida laboral, tendrás muchas deudas que pagar, por lo que, si no tomas la decisión de ahorrar lo más pronto, será difícil que lo hagas con el pasar de los años. Si te falta dinero durante el retiro, podrás significar una carga financiera para tus propios hijos cuando ellos estén tratando de proveer para su familia. Por tanto, asegúrate de identificar tus metas para el retiro, antes de plantearte otras metas financieras.

Mito 4: Seguiré trabajando si mis ahorros no son suficientes

Debido a que hoy en día las expectativas de vida son mayores, cada vez es más probable que tengas que trabajar más años que la edad tradicional para jubilarte (65 años). Pero no es realista creer que seguir trabajando será la mejor forma de cubrir tus gastos durante tu retiro. Debes planificar para la posibilidad de que ya no puedas trabajar durante tus años 60, y mucho menos durante tus años 80.  La razón es que los problemas de salud y discapacidades son responsables de la mitad de las jubilaciones tempranas. Por tanto, no debes confiarte que siempre estarás en la capacidad de trabajar cuando envejezcas.

Mito 5: Nunca podré ahorrar lo suficiente

No se te culpa por sentirte así. Es posible que cada vez que calcules cuánto necesitas ahorrar, los números que calculas suenan más como un sueño que una realidad. Pero, si esos números te frustran, enfócate menos en el número final y más en el acto de aumentar tus ahorros de forma continua y sin parar de ahorrar. Con un plan en marcha, te vas a sorprender cuando veas todo lo que puedes ahorrar, independientemente de cuándo comiences.

 

No importa en qué situación te encuentres, siempre puedes crear un plan financiero. Se trata de dar un paso a la vez y preocuparte por tu situación durante el retiro.

 

Tomado y adaptado de: www.learnvest.com

Dónde puedes ahorrar para tu jubilación

Dónde puedes ahorrar para tu jubilación

Ahorro General

Autora: María Emilia Romero

Mientras tu tarea de ahorro comience lo más temprano y sea frecuente, en un par de años vas a contar con un capital de dinero importante, el cual debe ser correctamente invertido. Por esta razón, es importante encontrar mecanismos alternativos que protejan tu vida futura de retiro, los cuales serán eficientes dependiendo de tu situación económica, perspectivas y necesidades, y tu capacidad de ahorro.

Un mecanismo es invertir tu dinero en Administradoras de Fondos de Inversión. En Ecuador están reguladas por la Junta de Política y Regulación Monetaria y Financiera, y bajo el control de la Superintendencia de Compañías, Valores y Seguros.

Te preguntaras ¿Qué es un Fondo de Inversión?

El fondo de inversión no es más que el patrimonio de los inversionistas -sean personas o empresas- compuesto por los aportes que ellos realizan para la inversión en bienes, dinero o valores (bonos o acciones) regulados por la Ley, los cuales son gestionados por una compañía legalmente reconocida denominada Administradora de Fondos.

Existen tres tipos de fondo de inversión:

  1. Fondos Administrados: están gestionados por una Administradora de Fondos, y admite la incorporación de varios aportantes, o el retiro de los mismos, por lo que el monto del patrimonio es variable.
  2. Fondos Colectivos: mas enfocados en la inversión de proyectos productivos específicos.
  3. Fondos Cotizados: admiten solo la inversión en valores de cotización bursátil, es decir los valores negociables en el mercado de valores, como bonos, acciones.

Es así que dependiendo de la clase de fondos se puede realizar inversiones especificas en base a metas de educación, vivienda o jubilación.

Existen 3 ventajas de los Fondos de Inversión que son:

  • diversificación del riesgo,
  • comodidad para la renovación,
  • flexibilidad de oferta del producto acorde al perfil del inversionista.

Adicionalmente, las instituciones financieras ofrecen productos de inversión en pólizas de acumulación, lo que involucra invertir el dinero durante un determinado número de días (plazo fijo) y ganar una rentabilidad por dicha inversión; no obstante, el cliente no podrá retirar el dinero antes de la fecha acordada.

Ahora que conoces estos mecanismos de ahorro, no dudes en buscar asesoría para empezar tu ahorro de jubilación cuanto antes, para llegar a un retiro digno, tranquilo y merecido.

Asegura tu jubilación: Tips para ahorrar

Asegura tu jubilación: Tips para ahorrar

Ahorro General

Autora: María Emilia Romero

Al hablar del ahorro para la jubilación, ésta debe ser visualizada desde una perspectiva positiva, como una oportunidad para diseñar el futuro después de cumplir con las obligaciones laborales, y tener una calidad de vida digna y buena cuando te retires.

¡Te presentamos unos tips para que empieces tu ahorro desde ahora!

  • Convierte al ahorro en un hábito diario acompañado de auto exigencia y disciplina.
  • Define una proporción de aporte fija mensual, la cual puede variar por las necesidades de cada persona, sin embargo, destinar entre el 7% y 10% para tu jubilación es una buena alternativa.
  • Desde que recibes tu primer sueldo destina un porcentaje para tu jubilación, mientras más temprano lo hagas tus beneficios futuros serán mejores.
  • La edad recomendable es a partir de los 20 o 26 años de edad.
  • Realiza siempre una planificación de tus ingresos como de tus gastos, y no ejecutes gastos innecesarios, utiliza un registro de gastos para conocer en qué estás gastando e identifica los gastos que puedes reducir o eliminar. Descarga un formato de registro de gastos aquí: https://tusfinanzas.ec/blog/herramienta/registro-2015/
  • El ahorro para la jubilación no solo se trata de guardar un porcentaje de tu dinero todos los meses, también es recomendable asesorarse por profesionales que te brindarán una guía según tus necesidades, preferencias y expectativas.

Recuerda… ¡No dejas para mañana lo que puedes ahorrar hoy!

Razones por las que NO ahorras para tu jubilación

Razones por las que NO ahorras para tu jubilación

Ahorro General

Autora: María Emilia Romero

Todos los días nos enfrentamos a la toma de decisiones, unas más relevantes que otras, especialmente en el corto plazo, mientras que aquellas que tienen que ver con el futuro casi siempre las dejamos para el final.

Ejemplos comunes relacionados con postergar actividades son empezar la dieta o ir al gimnasio, o el ahorrar para un viaje, y esto se debe a que las personas sienten más preferencia y atracción por el presente antes que el futuro.

En el Ecuador, el 20% de la población es joven con una edad entre 18 y 29 años.  Las decisiones financieras para el mediano y largo plazo, mientras más temprano se tomen tendrán mayor éxito. Ante esta situación ¿Alguna vez pensaste sobre tu jubilación?

Te aseguro que la respuesta a esta pregunta es negativa, ya que es una condición de muy largo plazo que a muchas personas ni se les pasa por la mente. A continuación, te indicamos algunas razones que influyen para que no ahorres para tu jubilación.

  1. Tienes gastos “más importantes”

Ejemplos diarios como la compra de zapatos, prendas de vestir, salir a cenar con tu pareja o amigos, son gastos que a fin de mes y a fin de año suman cantidades importantes de dinero, que no regresan y que te parecen que son más prioritarios que ahorrar para el retiro.

  1. Postergas actividades “mañana lo decido o lo pienso”

El aplazar actividades siempre genera encontrarnos en apuros al final de la semana, mes o año. Y la frase nunca hagas hoy lo que puedes dejar para mañana es engañosa, el tiempo es un recurso que no es recuperable, y que si es bien invertido puede generarte beneficios.

  1. Tu expectativa de vida no será lo suficiente para jubilarte

Aunque suene ilógico varias personas piensan de esa manera, por tanto, prefieren disfrutar de una buena vida ahora, ya que ésta es incierta.

  1. No sabes la cantidad de dinero que necesitarías para la jubilación

Posterior a la etapa laboral, las personas que se jubilan necesitan mantener un nivel de vida digno además de enfocarse en la atención en salud, por lo que es necesario tener un buen fondo de ahorro que puede ser acumulando durante toda tu etapa laboral. Si quieres conocer cuánto necesitarás ahorrar, utiliza la calculadora de ahorro para tu jubilación en el siguiente enlace: https://tusfinanzas.ec/blog/herramienta/calculadora-de-ahorro-para-la-jubilacion/

  1. No te preocupa la jubilación, porque tus hijos pueden cuidarte

Debido al cambio que enfrenta la sociedad y la juventud actualmente, este pensamiento no se acopla de la mejor manera a las nuevas generaciones por razones económicas, culturales o de independencia.

Después de conocer estas razones, seguro te interesará conocer más acerca de la jubilación y formas de ahorrar, las cuales debes empezar a poner en práctica desde ahora para llegar a esa etapa de retiro sin complicaciones.

 

 

Consejos para ahorrar en familia

Consejos para ahorrar en familia

Ahorro General

Planificar y simplificar son las palabras que se deberíamos adoptar para dirigir en forma efectiva nuestras finanzas. El ahorro es muy importante en la vida de las personas por lo que, como padres debes incentivar a tus hijos este hábito. De la misma manera, es importante que cada miembro participe en actividades para lograr un ahorro consciente.

Si reflexionamos sobre la familia y las finanzas, debemos tener en claro que deben existir planes claros donde cada uno se pueda ver identificado y, por ende, motivado para ahorrar.

Entre parejas deben mantener un presupuesto para distribuirse los gastos de la casa y hacerse responsable de las obligaciones que existe en un hogar.  Debes tener en cuenta tus gastos fijos mensuales para calcular una meta de ahorro. Además, al incluir a tus hijos en los temas financieros se debe concientizarles que con el dinero que logren reducir, se puede destinar una parte para ellos y otra para el ahorro de la casa.

A continuación, te damos algunos consejos para mejorar el ahorro en familia:

  • Comida: muchas familias desperdician el dinero en frutas y verduras cuando no se las terminan de consumir y se dañan. La solución es que, al momento de hacer compras, tener una idea de cuánto consume cada miembro y comprar lo que realmente se necesita. También es bueno que compares los precios entre los supermercados para gastar menos.
  • Servicios: como padres, debes hacerle saber a tus hijos que las facturas de la luz, el agua y otros servicios pueden llegar a ser muy altas si ellos no los ayudan. Es importante que se asignen tareas para disminuir el consumo de luz o no desperdiciar el agua.
  • Ropa: gastar dinero en prendas de moda para los más pequeños a veces suele ser innecesario. Las ofertas y la reutilización de ropa entre hermanos, por ejemplo, es una buena alternativa.
  • Materiales escolares: cuando inicia el año escolar, nunca está demás reunir todos los materiales guardados, que no se utilizaron o se usaron poco y que todavía pueden servir.

Es importante que todos se reúnan en el hogar para establecer propósitos y metas. Siempre se debe tener presente que, si se trabaja en equipo, se pueden obtener mejores resultados.

 

Fuente: https://diariocorreo.pe/economia/como-ahorrar-en-familia-617074/

Ventajas y desventajas de ahorrar en un depósito de largo plazo

Ventajas y desventajas de ahorrar en un depósito de largo plazo

Ahorro General

Un depósito a plazo (también llamado imposición a plazo fijo) es un producto que consiste en la entrega de una cantidad de dinero a una entidad bancaria durante un tiempo determinado. Transcurrido ese plazo, la entidad devuelve el dinero, junto con los intereses pactados. También puede ser que los intereses se pagan periódicamente mientras dure la operación. Los intereses se liquidan en una cuenta corriente o libreta que el cliente tendrá que tener abierta en la entidad.

Esta alternativa de inversión, cómo cualquier otra, puede tener ventajas y desventajas, algunas son:

Ventajas:

  • Una ventaja de este tipo de depósito es la seguridad que conlleva el tener guardado el dinero en una institución financiera segura como medida precautoria ante cualquier emergencia.
  • La rentabilidad que se va a obtener por depósito a plazo fijo se establece con la entidad financiera previamente a realizar el depósito del dinero según el plazo de vencimiento: Cuanto mayor sea el plazo de vencimiento del depósito a plazo fijo, mayor será también la rentabilidad que se obtendrá.
  • Fácil contratación de este servicio. Otra ventaja del plazo fijo es que contratarlo supone poco tiempo y además es un proceso muy sencillo.
  • Inversión garantizada. Los depósitos a plazo fijo, en caso de impago por parte de la entidad financiera, están garantizados a través de un Fondo de Garantías de Depósitos, que se haría cargo de la deuda de la entidad financiera.

Desventajas:

  • Bajas rentabilidades: Una de las desventajas del plazo fijo es que, aunque la rentabilidad que se obtiene está asegurada y no tiene riesgo, pueden rentabilidades bajas comparándolas con otras alternativas de inversión.
  • El ahorro de dinero a largo plazo en un banco tiene como desventaja que el dinero debe quedar detenido algún tiempo para que genere interés, lo cual limita su uso. El dinero no puede ser utilizado hasta el vencimiento, lo que en ocasiones puede suponer un gran problema para personas que lo necesiten en un momento anterior a dicho vencimiento.
  • Comisión por retiro antes del tiempo preestablecido. Aunque en algunos depósitos a plazo fijo no se cobran comisiones por cancelación anticipada, la mayoría de las entidades financieras penalizan el retiro anticipado del dinero depositado a plazo fijo.
Invierte tus ahorros en bienes muebles

Invierte tus ahorros en bienes muebles

Ahorro General

¿Tienes ahorrado un poco de dinero y no sabes qué hacer con él? Antes de que pienses en gastarlo en alguna fiesta, concierto o compra innecesaria, es importante que tengas en cuenta el esfuerzo que hiciste para poder tener ese dinero y lo mejor sería invertirlo de alguna forma correcta. Una opción es invertir en la bolsa, bienes inmuebles, en un negocio, educación o no menos importante algún bien mueble que sea de utilidad para ti y toda tu familia.

“Los bienes muebles son aquellos que pueden trasladarse fácilmente de un lugar a otro, pero que no solemos llevar encima cuando nos desplazamos. Los bienes muebles deben tener la característica de mantener su integridad completa y la del inmueble en el que se ubican. Por ejemplo, en este caso hablamos de mobiliario de un lugar, de los vehículos, la decoración, los aparatos electrónicos, los productos a la venta, etc.”

Invertir en un bien mueble puede generarte un mayor bienestar que gastar tu dinero en algo pasajero y muchas veces podrá sacarte de apuros.

Un ejemplo de una inversión de un bien mueble puede ser desde lo más micro como una televisión para tu sala o dormitorio, la cual te podrá generar una utilidad muy grande cuando de ver películas en familia se trate hasta un vehículo con el cual podrás transportarte por la ciudad y no tener que sobrellevar el trajín diario de los buses.

Ahora que ya tienes un poco de dinero puedes invertir en algo que siempre quisiste y que te sea de provecho como una computadora de escritorio o una laptop, puedes también invertir en una consola de video juegos si lo que quieres es entretenimiento o en una estantería para tus libros, un nuevo juego de sala o para tu descanso y comodidad u nuevo sofá cama.

La ventaja de invertir en bienes mueble es que podrán ayudarte a salir de cualquier apuro por su fácil comercialización en el mercado. Es decir, en el caso de que por A o B razón necesites dinero, la venta de alguno de estos bienes siempre te ayudará a tener un ingreso extra.

Invertir en bienes muebles

Dependiendo del valor del bien y el total de dinero que tengas ahorrado puedes invertir tus ahorros de diferentes formas:

Usa tus ahorros como pago inicial. Esta opción es muy útil en el caso de un vehículo cuyo valor puede sobrepasar los ahorros que tengas, usar tus ahorros como parte de pago de una entrada te ayudará a obtener ese activo y bajar un poco las cuotas mensuales a pagar.

Compra bienes usados. Invertir tus ahorros en bienes muebles de segunda mano puede ser una gran idea, existen locales, ferias o sitios web donde puedes adquirir productos de muy buena calidad y en muy buen estado por precios cómodos.

Invierte tus ahorros en un negocio

Invierte tus ahorros en un negocio

Ahorro General

Abrir un negocio propio es una de las mejores vías para obtener ganancias. Pero una de las cosas más importantes que hay que tener en cuenta a la hora de emprender es que realmente debes sentir pasión por la actividad que desempeñes y entender que no solamente tendrás que aportar gran cantidad de tus ahorros, sino también tendrás que invertir gran cantidad de tiempo personal para que tu negocio marche sobre ruedas.

Si tienes ahorrado un poco de dinero y estás pensando en emprender, aquí te dejamos algunas maneras en las cuales podrás invertir tus ahorros.

  • Comienza poco a poco. Concéntrate en lo realmente indispensable para emprender. Puedes usar tus ahorros para invertir en las cosas más básicas y necesarias que le permitan dar macha a tu negocio.

 

  • Asóciate. Empezar un negocio propio requiere de una gran cantidad de capital, si no tienes el capital suficiente, una opción es usar tus ahorros para asociarte en un negocio ya existente. Esto te permitirá ser parte de las decisiones que se tomen y también de las ganancias generadas.

 

  • Familiares y Amistades Una de las formas más comunes que aplican las microempresas y pymes, es asociarse con familiares y amistades. Esto da el nacimiento de los negocios familiares, uno de los modelos más comunes de empresas.

 

  • Compra una franquicia. Existen franquicias que no son tan costosas, y al invertir en una de ellas, de cierta manera te estarías ahorrando el costo en investigación, estudios de mercado y algunas veces hasta de publicidad.

 

  • Aporta en la creación de un negocio. Existen emprendedores que cuentan con un recurso físico mas no con el capital para invertir, es posible crear una forma de sociedad y fideicomisos, para juntar a varios aportadores de recursos, que unidos formen una sociedad empresarial. Uno de estos aportadores puedes ser tú.

 

Invierte tus ahorros en la Bolsa de Valores

Invierte tus ahorros en la Bolsa de Valores

Ahorro General La bolsa de valores y su funcionamiento

Cuando se tiene un dinero en mano, una de las principales preguntas que salta es “¿cómo lo hago rendir?” Una opción es invertir ese dinero en la bolsa de valores.

El objetivo de la bolsa de valores es conectar a las personas, tanto naturales como jurídicas, que tienen fondos para invertir en empresas que buscan financiamiento.

Una de las principales ventajas de invertir en la bolsa es que no existe un monto mínimo o máximo de capital.

Existen diferentes formas de invertir, a continuación, te mostramos algunas opciones de inversión y cómo hacerlo. Los títulos que se ofertan se pueden dividir en dos grandes grupos de acuerdo con el tipo de retorno:

Renta fija: Tipo de inversión formada por los activos financieros en los que el emisor está obligado a realizar pagos en una cantidad y en un período de tiempo establecido. El emisor garantiza la devolución del capital invertido y un pago de interés.

Renta variable: Tipo de inversión formada por todos aquellos activos financieros en los que no se sabe cuál va a ser el retorno porque depende de los resultados de la compañía. Este tipo de papel son las acciones, por lo que implican propiedad, se está comprando una porción de la empresa.

¿Cómo invertir?

  1. La persona interesada en invertir en la bolsa necesariamente debe acudir a una Casa de Valores, que son las sociedades anónimas autorizadas para realizar las transacciones en el mercado bursátil ecuatoriano.
  2. En la Casa de Valores de su elección, un operador deberá asesorarlo sobre cuáles son sus opciones, que dependerán del capital que disponga y de qué títulos estén disponibles en el mercado.
  3. En caso de que logre ponerse de acuerdo con su operador de valores, procederán a firmar una orden de compra, en el cual se establece la comisión que la casa va a ganar en la transacción, así como la comisión que se deberá pagar a la bolsa.
  4. El operador de valores colocará una demanda de compra en el sistema de negociación de la Bolsa de Valores.
  5. Si la operación se cierra, el inversor recibirá los títulos que compró y se le debitará el valor pactado más las comisiones de la Casa de Valores y de la Bolsa de Valores.

 

 

 

 

Invierte tus ahorros en bienes inmuebles

Invierte tus ahorros en bienes inmuebles

Ahorro General

¿Has pensado alguna vez en qué invertir tus ahorros? Pues bien, invertir en un bien inmueble es una gran opción. En lugar de tener tu dinero en el banco ganando una baja tasa de interés, puedes invertir en un bien inmueble el cual generará mayores ingresos para ti y tu familia.

Ventajas:

Invertir en propiedades crea ingresos adicionales

Si decides adquirir una propiedad en una buena ubicación, ésta ganará valor en los años, por lo que podrías ganar en el precio de reventa si decides hacerlo. Por otro lado, si decides alquilar la propiedad, estarías generando un ingreso mensual extra al que podrás acceder en cualquier situación.

Los bienes raíces son un activo que no se deprecia fácilmente

A diferencia de otros activos, el valor de los bienes raíces perduran en el tiempo y muchas veces logran aumentar su valor.

Son una inversión estable, segura y rentable

Estable, debido a que las personas están siempre en una constante búsqueda de viviendas, de manera que siempre habrá demanda para sus inmuebles.

Segura, debido a que el precio de los inmuebles se aprecia con el tiempo, de manera que no importa cuánto te demores en vender el inmueble, pues siempre tendrás un margen de ganancia superior al precio inicial del inmueble.

Y finalmente, se dice que es rentable, debido a que, al comprar un terreno a un precio bajo, puedes construir en dicho terreno y venderlo a un precio muy superior.

¿Cómo hacerlo? Existen algunas maneras para invertir tus ahorros en un bien inmueble:

Invierte tus ahorros en una entrada o pago inicial del inmueble

Quizá el valor del inmueble esté por encima de lo que tienes ahorrado, pero no dejes que esto se convierta en un obstáculo, puedes usar tus ahorros como una entrada (por lo general es el 25% del valor total). Después de depositar una entrada puedes optar por un crédito a plazos por el valor restante del inmueble.

Deposita cierta parte de tus ahorros en una cuenta a plazo fijo

Depositar una cierta cantidad a dinero a plazo fijo puede ser una buena opción, puedes hablar con tu asesor bancario para fijar una tasa de interés pasiva que sea adecuada y que te permita hacer que tus ahorros crezcan para poder usar este dinero como un aporte extra al pago de las cuotas mensuales de tu crédito inmobiliario.

Conversa con tus amistades e inviertan juntos en un inmueble

Un inmueble no necesariamente debe ser un departamento o una casa, existen inmuebles a los que puedes sacarles mucho provecho como por ejemplo oficinas. Si tus ahorros actuales no te permiten costear el pago del mismo y no quieres endeudarte, puedes formar un tipo de asociación con tus amistades e invertir junto con ellas en un inmueble, el cual les generará un ingreso.

Factores para tener en cuenta:

Antes invertir en un bien inmueble es necesario tener en cuenta algunos factores con el fin de que la inversión que realice sea la más conveniente. Entre los factores más predominantes están:

  • Analizar la economía del país (PIB, tasas de interés, tasa de crecimiento del sector, etc.).
  • Ubicación
  • Precio
  • Estado del inmueble
  • Necesidad de reparaciones o remodelaciones
  • Mantenimiento que será necesario
  • Impuestos a pagar
  • Posibilidad de que el inmueble pueda revenderse o pueda ser rentado a un precio que justifique lo invertido.